oct 19

Una cata de vino en una boda

Se trataba de una boda donde el vino era el máximo protagonismo. En la carpa de Casa Peizas se creo un ambiente idóneo para que el vino fuese el máximo protagonista.

Se trataba de la hora del aperitivo, de lo entrantes de la ceremonia, para lo que se colaron las mesas distribuidas de tal forma que permitiesen la movibilidad de los invitados tanto en el interior como en el exterior.

Unas planchas de pizarra especifican los vinos, grandes candelabros con hiedra intercalada, uvas, piedras blancas, botellas como jarrones… todo la decoración giraba en torno al vino.

Nosotros obedecimos ordenes de los novios y su deseo se hizo realidad.

Sobre el autor:


Dejar un Comentario!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *